ddddddd“No sé lo que quiero y no pararé hasta conseguirlo.”

dddddd

viernes, 7 de diciembre de 2012

(Co)razones.

Siempre pensé que las promesas eran de cristal, mientras que nunca creí en esa tontería de que los corazones se rompen. Las promesas se rompen, se hacen añicos, se convierten en pedacitos de todas aquellas palabras que en su día creíste, y que resultaron ser putas mentiras. Lo que ocurre en el corazón es que le tenemos tan fuertemente aferrado a esas promesas que, cuando el cristal se resquebraja, se desgarra y nos sangra por dentro, y creemos que lo que tenemos roto es el corazón cuando, en realidad, este lo único que hace es devolvernos a la realidad a través de su dolor y, sobre todo, hacernos mucho más fuertes.

1 comentario:

No soy Julieta dijo...

Es una manera muy bonita de verlo, no lo había pensado así (:


¡Saludos!